Los riesgos de una mala instalación de agua caliente sanitaria

mala instalación de agua caliente sanitaria

12 Feb Los riesgos de una mala instalación de agua caliente sanitaria

Hay muchas cosas en las que no solemos pensar día a día, entre ellas se encuentran las instalaciones de los servicios básicos (luz, agua sanitaria y gas) y los riesgos asociados a estas. Pues bien, los riesgos de una mala instalación de agua caliente sanitaria son verdaderamente significativos. Te contamos más en este post.

Legionella: el principal riesgo de las instalaciones de agua caliente sanitaria

La Legionella es una bacteria que prolifera fácilmente en el agua que tiene cierto grado de suciedad, como óxido procedente de la instalación de la red, materia orgánica atrapada, entre otros.

Esta bacteria ocasiona malestar general, dolor de cabeza, fiebre y hasta dificulta para respirar, entre otros síntomas. Por lo que es un gran riesgo asociado a una mala instalación de agua caliente sanitaria.

La Legionella llega al ser humano a través del contacto de la piel con agua contaminada proveniente de duchas, grifos, fuentes, agua pulverizada en aire, respiración y otros medios, es realmente una situación que se da generalmente en la ducha, es por esto que en distintos países hay normativas para prevenirla.

En algunos países se han clasificado este tipo de instalaciones en dos grupos, según la probabilidad de proliferación de esta bacteria:

De alto riesgo

Compuesta por las instalaciones de agua sanitaria caliente y fría que contienen acumulador y circuito de retorno en su estructura.

De bajo riesgo

Agrupa todas las instalaciones de agua sanitaria fría y caliente sin acumulador ni circuito de retorno en su estructura.

Igualmente hay lugares más susceptibles a la Legionella, como hospitales, casas de ancianos, hoteles y residencias de verano, entre otros; sitios donde circula gran cantidad de personas, muchas de ellas en condiciones no muy saludables.

Pues bien, cuidarse de cualquier peligro es importante, sin embargo hay que tener especial cuidado al tratarse del agua que consumimos o usamos día a día. Para hacerlo, lo más recomendable es contratar a profesionales especializados en caso de necesitar una instalación de agua caliente sanitaria.

No hay comentarios

Deja tu comentario